669044_emiratos-arabes_w600

Desde hace cuatro años venimos insistiendo y promoviendo la iniciativa de abrir nuevos mercados a la exportación agroindustrial no tradicional, como son los países de la Comunidad del Golfo Arábigo (Emiratos Árabes Unidos, Arabia Saudita, Kuwait, Bahréin, y Omán).

Ahora, de cara al inevitable ciclo de apertura post pandemia, esa región se muestra como una de las grandes oportunidades de negocios para la República Argentina.

Así como en los últimos tres años hemos apoyado, y se ha triplicado, la exportación de ALFALFA, FORRAJES y sus derivados hacia esa región, que tiene un consumo inconmensurable; ahora también la CARAE está apoyando la apertura de esos mercados para las carnes caprinas y ovinas.

En 2018 se exportaron sólo 30.000 tns. de alfalfa argentina a China, Emiratos Árabes y Arabia Saudita; en 2019 se llegaron a exportar 90.000 tns. a dichos destinos; y se estima que en 2020 se alcanzarán unas 120.000 tns. El país pasó de enviar 1.350 contenedores a la cifra de 5.500 en un trienio.

Si pensamos que sólo Emiratos Árabes Unidos importa la friolera de 1.500.000 tns. anuales, estaremos pudiendo dimensionar el desperdicio de oportunidades que estamos dejando pasar desde hace lustros.

 

Es cierto que los índices proteicos, grados de humedad y largo de las hebras son controlados por los compradores con mucha estrictez en los despachos;  pero también debemos constatar que los productores han avanzado muchísimos en sus parámetros de calidad y eficiencia.

La PLATAFORMA DE NEGOCIOS ARGENTINO EMIRATÍ SA, socia de CARAE, es la principal empresa logística y exportadora argentina que está sirviendo a los productores con destino a esa región.

El mercado de las cabras grandes y de refugo es una oportunidad similar. Basta pensar que Australia y Nueva Zelandia envían a Emiratos Árabes Unidos unos 2.900.000 animales caprinos y ovinos en pie por año.

Sabemos que los animales pequeños, cabritos, han sido muy demandados por el mercado interno argentino como carne para deleitar a los turistas y para alimentar a nuestras poblaciones del interior del país. Pero ese no es el mejor producto de exportación.

Los capones y cabras de refugo han tenido poca funcionalidad de mercado comercial en Argentina, pero son muy demandados en los países árabes.

Es la base alimentaria cárnica de las mesas populares y el producto por excelencia para platos sofisticados de larga cocción.

CARAE está disponible para asesorar y orientar a quienes tengan interés en incursionar en este tipo de exportación mediante la capacitación en normas de calidad, certificación halal, procesos logísticos y búsqueda de compradores finales.

 

Related Posts

Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *